Iglesia de San Bernabe Apostol

Está situada en el Escorial, y fue construida en el siglo XVI por los mismos artesanos y con los mismos materiales que la Basílica, ya que también fue promovida por el rey Felipe II. La iglesia de San Bernabe Apostol es de planta rectangular, se estructura en una única nave y tiene el altar mayor en un nivel más elevado. En el exterior, la fachada principal destaca por su absoluta sobriedad, su sencilla portada adintelada y su tejadillo de pizarra. Como mandan los cánones herrerianos, no hay prácticamente elementos decorativos, ni fuera ni dentro del templo. Esta parroquia fue declarada Bien de Interés Cultural en 1983. Dispone de un amplio parque a la entrada para la espera de los invitados y para los saludos posteriores a la ceremonia.